10 PELICULAS QUE CAMBIARÁN TU FORMA DE VER EL MUNDO.

A veces nos entra un presentimiento de que no lo sabemos mucho sobre el mundo en que vivimos, o que se nos ocultan cosas del sistema, e incluso que gente con mucho poder nos engaña y esconde oscuras intenciones para nuestros destinos. Por eso, en lugar de inventar teorías o llenarnos de miedos absurdos, AGente10 propone una lista de peliculas que aprovechará ese impulso de curiosidad para pasar un buen rato mientras vemos cine de calidad. Ver buenas películas nos enseña a ver el mundo con otros ojos.
10peliculas_Cambiar_Mundo

Estas películas pueden cambiar tu forma de ver el mundo

Aquí van las 10 películas que cambiarán tu forma de ver el mundo:

Matrix (Andy Wachowski, Lana Wachowski. 1999).  La primera de la saga Matrix consiguió romper moldes convenciéndonos de que estamos en un mundo irreal, fabricado para hacernos creer que estamos viviendo una vida auténtica. No estamos aquí porque nuestros progenitores nos hayan dado la vida y tampoco vivimos para nosotros y nuestro bienestar. Vivimos por y para el sistema que nos alimenta.
Ciudadano Kane (Orson Welles, 1941). En esta obra maestra el protagonista hará un recorrido por los aspectos clave por los que el capitalismo estadounidense movió los hilos de la economía mundial durante el siglo veinte. El crecimiento sin límites de los medios de comunicación y el nacimiento del estado de opinión cambiarían para siempre la forma en que vemos nuestro mundo. Nadie piensa ni debate libremente; la población sólo habla y se preocupa de lo que quiere el dueño de un periódico.
Network, un mundo implacable (Sidney Lumet, 1976) Este film nos presenta el capitalismo en toda su crudeza. La obsesión con el poder y el dinero, el trabajo como forma de vida y las relaciones humanas cada día más pobres; son los ingredientes principales de un guión que comienza con un presentador de noticias que se quiere suicidar en directo ante todo el país.
El Show de Truman (Peter Weir, 1998)Truman es la primera persona nacida en vivo y en directo y siempre ha vivido sobre un macroescenario televisivo. Medio mundo está pendiente de cada detalle de su rutina porque, aunque todo a su alrededor sea artificial, él sí que es verdadero. Su vida es tan creíble porque él aún no sabe que es falsa.
La vida es bella (Tomas San Martín, 1997). En los campos de concentración de la Segunda Guerra Mundial el protagonista lucha por aislar de las penurias y el horror a su hijo. La imaginación y la energía positiva, incluso en situaciones de supervivencia, llegan a transformar la realidad hasta límites insospechados.
Wall-e (Andrew Stanton, 2008). Un pequeño robot abandonado sobre un planeta desolado por la contaminación y los deshechos es el único batallón de limpieza que permanece activo. Su rutina diaria se reduce a ordenar la interminable basura hasta que la casualidad le brinda la oportunidad de conocer qué le ocurrió al planeta.
Magnolia (Paul Thomas Anderson, 2000). Cinco historias entrelazadas nos muestran cómo las relaciones humanas marcan nuestras vidas. Cada pequeño detalle cuenta, con cada palabra o gesto elegimos un camino sin retorno.
La Tierra (Mark Linfield, Alastair Fothergill, 2007). Esta superproducción documental nos enseña los rincones del planeta donde están sucediendo los cambios actuales que pasarán a la historia de la humanidad. Con una calidad de imagen impactante y un hilo narrativo que engancha desde el principio, nos hace conscientes de lo que los habitantes de La Tierra podemos llegar a hacer.
El gran salto (Joel David Coen, Ethan Jesse Coen, 1994). En la Nueva York de los años ’30, un pueblerino recién llegado comienza su carrera profesional en una gran compañía. Este personaje inocente experimentará lo que significa el capitalismo voraz en todo su esplendor.
El sentido de la vida (Monty Phyton, 1983). Esta película con tono de documental intentará resolver el enigma de por qué existimos. Con un humor absurdo nos hace ver los puntos más débiles de nuestra existencia.
¡Más vida vista de otra manera Gente10!

Comments are closed.